Reabren zonas arqueológicas en Quintana Roo y Nuevo León

Chetumal, Quintana Roo | 04 de octubre de 2020.

Bajo las estrictas medidas sanitarias que marca la nueva normalidad, a fin de garantizar la seguridad y el bienestar de su personal operativo y de los visitantes, este sábado 3 de octubre reabrió sus puertas, solo los fines de semana, la Zona Arqueológica Boca de Potrerillos, en Nuevo León.

De ese mismo modo, el lunes 5 de octubre, abrirán nuevamente tres zonas arqueológicas de la región sur de Quintana Roo: Oxtankah, Dzibanché y Kohunlich. Asimismo, el martes 6 de octubre lo hará el Museo Regional de Nuevo León, El Obispado.

De esta manera el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), continúa con la reanudación gradual y ordenada de las actividades en espacios culturales: museos y zonas arqueológicas, como lo anunció la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto Guerrero, con la finalidad de motivar que la sociedad se reencuentre con su patrimonio.

Boca de Potrerillos (foto: INAH).

A partir de este sábado 3 de octubre y domingo 4, la Zona Arqueológica de Boca de Potrerillos recibirá visitantes, exclusivamente, los fines de semana, de 10:00 a 16:00 horas; el retiro de público comenzará a las 15:30 horas. A fin de procurar la salud de los grupos vulnerables, el acceso al sitio estará restringido a personas mayores de 60 años, embarazadas y niños.

Podrá visitarse el museo, el área de petrograbados “La Zorra” y el sendero peatonal enlajado. Se solicita evitar el contacto con los petrograbados (piedras con grabados) ya que por cuestiones de conservación no pueden ser sanitizados. Permanecerán cerrados: la Sala de Proyecciones, el puente colgante y el área de petrograbados del “Promontorio”.

El lunes 5 de octubre corresponderá la reanudación de actividades en la nueva normalidad, a las zonas arqueológicas de Oxtankah, Dzibanché y Kohunlich, ubicadas en el sur de Quintana Roo; su horario será de lunes a domingo, de 9:00 a 15:00 horas, momento en que se dejarán de vender boletos. En estos sitios no podrán entrar grupos de turistas de más de 10 personas.

Kohunlich (foto: cortesía).

Para ingresar a tales sitios arqueológicos, el visitante deberá de portar cubrebocas desde su llegada al lugar, para su propia protección y del personal que le expedirá el boleto, así como del que revisa los boletos en los módulos de acceso, y no se permitirá la entrada a las personas que no porten cubrebocas. Asimismo, al llegar se les tomará la temperatura y se les otorgará una porción de gel alcohol en el filtro sanitario que habrá en cada acceso.

El visitante deberá de mantener, en todo momento, una sana distancia estableciendo una separación entre personas de, al menos, 1.5 metros, excepto los niños que deberán estar acompañados de un adulto. No se permitirá el ingreso con bultos o mochilas voluminosos.

Antiguo Obispado (foto: cortesía).

Museo Regional de Nuevo León, El Obispado

El Museo Regional de Nuevo León, El Obispado, reabrirá sus puertas a partir del martes 6 de octubre, de martes a sábado de 10:00 a 17:00 horas.

Para el acceso al recinto se seguirán las medidas preventivas de carácter obligatorio: aplicación de gel antibacterial y toma temperatura; en el acceso y durante el recorrido, el uso del cubrebocas será obligatorio. En caso de presentar síntomas de contagio se canalizará debidamente a la persona.

Dado que hay áreas y servicios que no permiten mantener la sana distancia, estos estarán temporalmente cerrados al público. Se vigilará un aforo máximo permitido en cada sección.

También se recomienda evitar reunirse en grupos numerosos, para ello se deberá de esperar a que se despeje del área a visitar, y evitar tocar las piezas que se exhiben, las cuales, por razones de conservación, no es posible desinfectarlas continuamente con productos químicos. Se sugiere atender las instrucciones del personal a cargo.

Dzibanché (foto: cortesía).

Toda vez que la contingencia sanitaria se mantiene activa, los museos abrirán con un aforo no mayor al 30 por ciento, de acuerdo con las normas oficiales que determinan este límite.

La Secretaría de Cultura y el INAH tienen como finalidad que la visita a las zonas arqueológicas y museos se convierta en una motivación, pero es muy importante que el público recuerde que aún existe una epidemia activa que pone en riesgo a toda la población, por lo que es de suma importancia respetar los lineamientos sanitarios y atender a las recomendaciones y señalamientos que el personal del Instituto indique durante la estancia en estos espacios, que son para disfrute de la sociedad.

Tanto en las zonas arqueológicas como en los recintos que componen la Red de Museos del INAH, se aplicarán las tarifas y exenciones de pago de manera normal. 

Información: INAH. Foto de portada “Oxtankah”, Mauricio Marat.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s